La plataforma de transferencia de carga sobre suelo saturado ahorra costos

Las Geoceldas de Neoloy® proporcionaron una plataforma de transferencia de carga sobre arena limosa saturada para la plataforma de un puerto de cargas pesadas en Manizillo, México

Desafío

Se planeó la creación de una nueva terminal de usos múltiples (MUT) de 150.000 metros cuadrados en el puerto de Manzanillo para manejar 2,5 millones de toneladas de carga general y de minerales a granel por año. El contratista debía construir cinco plataformas de 10.000 m2 en un año y con equipos e infraestructura respetuosos con el medio ambiente. La construcción debía cumplir los más altos estándares internacionales, con el objetivo de superar la capacidad de manejo planificada.

El único problema eran las condiciones extremas del sitio para la plataforma de la terminal. El suelo era arena limosa saturada con una CBR menor al 2 %. El manejo a granel de los minerales de plomo y zinc, apilados en montañas de mineral en el muelle podría llegar a suponer cargas de 35 ton/m2. Los cimientos de la terminal se construyeron sobre columnas verticales; por lo tanto, la solución de refuerzo también tenía que funcionar como una plataforma de transferencia de carga.

Debido a las condiciones extremas del sitio y a los requisitos del proyecto, Innovator y Ancora Engineering trabajaron junto con PRS para desarrollar un diseño confiable para una plataforma de transferencia de carga (LTP) reforzada con geoceldas.

Solución Convencional

Las plataformas de transferencia de carga hechas con capas de geosintéticos (geomallas) de concreto, ligadas hidráulicamente o compuestas eran demasiado caras o insuficientes. El espesor de una solución no reforzada hubiera sido mucho mayor y más costoso.

Solución con Geoceldas Neoloy

Se eligieron las Geoceldas Neoloy por su excelente mecanismo de distribución de carga. El refuerzo Neoloy actúa como un colchón rígido, distribuyendo extensamente las cargas verticales y reduciendo los asentamientos. Esto transfiere directamente las cargas aplicadas a las columnas verticales.

Primero, después de la excavación de la subrasante y la nivelación, se vertió una plataforma de trabajo de 5 cm de concreto ligero para crear una base de trabajo estable.

Dos capas de Neoloy 330-120 (120 mm de altura) con 12 cm de relleno de grava de 1" se instalaron directamente sobre la plataforma de trabajo y se compactaron con un sobrellenado adicional de 3 cm sobre cada capa. Cada 15 cm se colocó una capa de socavado de subrasante controlado de 115 cm con compactación de calidad controlada. La capa de subrasante tenía un módulo de alta elasticidad (178 MPa) gracias al reforzamiento de las Geoceldas Neoloy.

En la capa base se instaló una capa adicional de Geoceldas Neoloy 330-120 rellenada con agregado granular de calidad base (sobrellenado de más de 3 cm). La capa base de 20 cm también tenía un módulo muy alto, como resultado del refuerzo con Neoloy. La capa superficial de la plataforma era un bloque de 25 cm de hormigón de cemento Portland.

  • Instalación rápida y sencilla: 4 semanas para instalar 10.000 m2 de pavimento
  • Factor de mejoramiento de módulo:en 2-3 veces; lo que permitió utilizar el material de subrasante
  • Mejora de subrasante: los "colchones" 3D estabilizaron las extremas condiciones de la subrasante
  • Sistema de drenaje confinado: crítico para la misión por las condiciones del sitio
  • Ahorro de costos: menor extracción de subrasante, de la subbase y de las capas de hormigón